domingo, 23 de julio de 2017

Jadon Sancho

• Nombre: Jadon Sancho
• Fecha de nacimiento: 25 de marzo del 2000 (17 años)
• Lugar de nacimiento: Inglaterra
• Club actual: Manchester City (Inglaterra)
• Altura: 1,78 m.
• Demarcación: Extremo izquierdo
• Fin de contrato: 30/06/2018
• Internacional: Sub'17 con Inglaterra (16 partidos, 13 goles)


Cuando hablamos del Manchester City inmediatamente asociamos su imagen a la de un club despilfarrador, un conjunto que verano tras verano dilapida ingentes cantidades de dinero en flamantes estrellas y jugadores de primer nivel, pero lo que muchos obvian es que en el club inglés han acometido uno de los modelos de captación de jóvenes talentos más sólidos y ambiciosos que hemos podido ver en el mundo del fútbol. 

En base a este modelo de captación llegó a Manchester Jadon Sancho, con tan solo 15 años un imberbe extremo izquierdo cambiaba al modesto Watford por el conjunto de Pep Guardiola por la módica cantidad de 300.000 euros. Hoy en día, el club dirigido por la polémica familia Pozzo debe estar lamentando la marcha del joven inglés, Sancho comienza a deslumbrar en las islas británicas como uno de los talentos europeos más prometedores y en uno de los activos de futuro más preciados del Manchester City. 

Su trayectoria tanto en las categorías inferiores del City como en las de Inglaterra es sencillamente brillante, sus números asustan y su rendimiento ha sido superlativo, dando trazas de ser un jugador al que se le quedan pequeñas esas categorías. 
Sin ir más lejos, hace escasamente un par de meses lo hemos podido ver comandando a la selección inglesa hasta la final del Europeo Sub'17, dónde únicamente la España de Abel Ruiz, Mateo Morey y compañía pudo detenerlos en la tanda de penaltis.

Este mismo verano Inglaterra ha demostrado que posee un futuro brillante por delante, ha sido la gran dominadora de los campeonatos internacionales de categorías inferiores, mostrando al fútbol mundial una larga lista de talentos, sin ir más lejos, los ingleses comienzan a aglutinar una cantidad de nombres que apuntan muy alto, tales como los Jadon Sancho, Ryan Sessegnon, Angel Gomes, Patrick Roberts, Reece Oxford, Jonathan Leko, Tammy Abraham, Alexander-Arnold, Calvert-Lewin, Loftus-Cheek Andre Dozzell, Solanke, Mason Mount, Reiss Nelson, Ademola Lookman... todo jugadores que comienzan a asomar la cabeza en las categorías inferiores pero que parecen marcar el futuro del fútbol británico y que pronto deberían engrosar esa lista de jóvenes que ya son activos importantes del primer equipo de sus respectivos clubes (Dele Alli, Marcus Rashford, Ward-Prowse Tom Davies, Jordon Ibe, Lewis Cook etc). Una lista muy extensa que habla de una forma muy positiva de la futura generación inglesa.

Sancho es el gran proyecto de futuro del Manchester City junto a Patrick Roberts y al español Brahim Díaz, de ascendencia en la isla caribeña de Trinidad & Tobago, se trata de un extremo con una capacidad de desborde realmente destacable, no deja de encarar y buscar el uno contra uno, un jugador imaginativo con la capacidad de sortear rivales y perfilar sus jugadas buscando la diagonal hacia el centro en busca de la finalización. Con preferencia por la izquierda, puede actuar en ambas bandas, buscando en muchas ocasiones esa jugada tan típica y efectiva de Arjen Robben de ir fintando hacia el interior en busca del disparo.

Es endiablado, técnico y descarado pero su gran virtud también se convierte en su gran lunar, Jadon Sancho es un jugador con unas condiciones para el uno contra uno brutales pero con un individualismo demasiado exagerado, es un jugador que en muchas ocasiones gestiona mal esas ventajas creadas a base de regatear y acaba eligiendo malas acciones en lugar de descargar el juego hacia otro compañero.

En demasiadas ocasiones comienza a realizar la guerra por si mismo, si bien es cierto que en categorías juveniles resulta airoso en la gran mayoría de jugadas, es algo que debe corregir si quiere tener éxito y resultar un jugador realmente efectivo en el fútbol profesional. Debe aprender a gestionar sus acciones y a soltar el balón cuando es necesario, comprender que debe primar el colectivo por encima de su individualidad.
El talento lo tiene y eso es lo más complicado, no olvidemos que se trata de un jugador de 17 años con todo el tiempo del mundo para pulir esos detalles y aprender a ser un jugador más asociativo.

Más allá de aciertos o errores, es un auténtico espectáculo ver como Sancho quiebra a los jugadores de su edad como si se trataran de benjamines, en Manchester tienen muy claro que tienen un diamante en bruto y ante los recientes rumores de una posible salida (finaliza contrato esta temporada), le han ofrecido un contrato de 30.000 libras semanales. Una oferta que se rumorea que ha rechazado pese a convertirse en uno de los jugadores menores mejor pagados de la historia. Y es que al joven le siguen la pista diversos equipos de primer nivel europeo como Arsenal, Everton o Borussia Dortmund y hasta el momento parece dispuesto a dejarse querer por ellos. El principal motivo, pensar que puede tener más oportunidades con el primer equipo en esos clubes antes que en el City.

Jadon Sancho lo tiene todo para triunfar y buena muestra de ello es conseguir a sus 17 años crear un auténtico dolor de cabeza en el Manchester City debido a su renovación. En un club de tal magnitud, un chiquillo nacido en el año 2000 ha puesto la casa patas arriba y ha comenzado a llamar a las puertas del primer equipo a golpes, ahora, su futuro se ha convertido en uno de los puntos vitales de este City. Perder a una de las joyas del fútbol inglés podría ser uno de esos errores que recordarían durante años. Tenemos Sancho para rato.



lunes, 6 de febrero de 2017

Vincent Thill

• Nombre: Vincent Thill
• Fecha de nacimiento: 4 de febrero del 2000 (17 años)
• Nacionalidad: Luxemburgo
• Club actual: FC Metz (Francia)
• Altura: 1,70 m.
• Demarcación: Mediocentro ofensivo
• Fin de contrato: 30/06/2019
• Internacional: Absoluto con Luxemburgo (7 partidos, 1 gol)


Cuando hablamos de Luxemburgo, se nos puede venir a la cabeza diversas imágenes como el palacio ducal o las casamatas del Bock pero muy difícilmente relacionaríamos la imagen del pequeño país europeo con el fútbol.

No hace falta destacar que se trata de un país sin demasiada tradición futbolística y escasa de grandes referentes históricos, sin ir más lejos, a la hora de citar al mejor jugador de su historia, posiblemente hablaríamos de Jeff Strasser, un jugador correcto pero que nunca llegó a brillar, ex de clubes como el Gladbach, Kaiserslautern o Metz. 

El Metz de Strasser ahora cuenta en sus filas con un jugador que comienza a levantar pasiones en su país natal y que muchos ya consideran que se convertirá en el mejor jugador de la historia de Luxemburgo sin demasiadas dificultades. 

Estamos hablando de Vincent Thill, un precoz mediapunta que siendo todavía un adolescente se ha convertido en el jugador más joven de la historia de la selección luxemburguesa (16 años) y la mayor esperanza futbolística del país. A todo ello, debemos añadir que también se trata del goleador europeo más joven de la historia.

Thill proviene de una familia repleta de jugadores, su padre y hermano también han sido parte del combinado nacional luxemburgués, parece que el destino marcaba su camino, tras comenzar a jugar en su país natal, con tan solo 11 años levantó el interés de diversos clubes europeos, entre ellos el Bayern de Münich y el Hoffenheim. 
Pero finalmente el Metz francés logró hacerse con sus servicios y reclutar para sus categorías inferiores a un jugador que comenzaba a demostrar todo el potencial que atesora en sus pies.

Metz parecía un lugar indicado para Thill, una de las canteras más interesantes del fútbol galo y del que han salido productos como Robert Pirès, Miralem Pjanic, Louis Saha o Emmanuel Adebayor. 
Allí han sabido introducirlo en el nivel competitivo del primer equipo, sin ir más lejos, ya ha debutado con el primer equipo francés.

El ejemplo de que el Metz es un club que no duda en apostar por el talento jóven lo tiene en uno de sus compañeros, Ismaïla Sarr, un prometedor extremo de 19 años que se ha convertido en uno de los jugadores habituales del equipo galo. 
Thill sabe que Metz es un lugar en el que crecer y asomar la cabeza en la Ligue 1 y el exigente fútbol competitivo.

Uno de los puntos fuertes de Vincent Thill parece su entorno, su familia ha realizado diversas declaraciones en la que parecen tener los pies en el suelo y tener claro que lo mejor para el futuro de Vincent es ir quemando etapas, no acelerar demasiado su aprendizaje o dejarse llevar por los grandes equipos.
Su familia cree que Metz es un lugar ideal para desarrollar su fútbol e ir creciendo tanto deportivamente como personalmente. 

Y es que, hasta el momento el bueno de Thill ha levantado el interés de varios de los grandes equipos europeos. Real Madrid, Arsenal, Manchester City, PSG o Bayern de Münich son algunos de los clubes que han sido relacionados con el futuro del joven mediapunta, sin ir más lejos, el conjunto bávaro mientras realizada un seguimiento de Thill ha contratado a otro joven luxemburgués de la cantera del Metz, Ryan Johansson.
Pero por ahora su decisión parece clara, crecer en el Metz e ir quemando etapas de forma natural. 

Esto recuerda en parte al fichaje de Alexander Isak por el Borussia Dortmund, cuándo todo parecía cerrado con el Real Madrid, el joven delantero sueco se decantó por el conjunto alemán debido a que veía más sencillo acabar entrando en la dinámica del primer equipo de Dortmund gracias a su gran trato hacia los jugadores jóvenes.
Parece que esta es una de las premisas que Vincent Thill quiere seguir, elegir su futuro con cabeza y no dejarse llevar por los cantos de sirena de los grandes para acabar siendo un juguete roto como muchos otros grandes talentos desaprovechados.

En cuanto a sus condiciones, estamos hablando de un jugador con un talento descomunal y un desparpajo impropio de un jugador de 17 años (cumplidos hace exactamente dos días). 
Encara y no se arruga, pide el balón, desborda... en la selección de Luxemburgo no se ha amedrentado y ha demostrado su valentía desde el primer momento.

Se trata de un jugador con una capacidad para desbordar realmente destacable, con un gran juego entre líneas y una gran inteligencia para leer las jugadas, su juego recuerda a gente como Antoine Griezmann.
Un trato de balón fantástico y una visión de juego al alcance de pocos talentos de 17 años. 
Su propio seleccionador, Luc Holtz, no deja de dedicarle elogios, llegando a declarar afirmaciones sobre su juego como: "Es un placer verle jugar. Solo se le puede parar haciéndole falta".

Seguramente en el Stade Saint-Symphorien, estadio del Metz, este comenzando a dar sus primeros pasos uno de los mayores talentos del fútbol europeo, esa clase de jugador diferencial que si se le sabe tratar y llevar puede acabar convirtiéndose en uno de los jugadores llamados a marcar época.

Lo que parece claro es que las esperanzas depositadas en Vincent Thill se ajustan perfectamente a la gran proyección que parece atesorar el joven talento luxemburgués.





Marcador sportYou